Artículo del Facoblog

Congresos en Elche y Centro de Congresos de Elche

Un Congreso es una reunión de personas que tienen en común el desempeñar una actividad, oficio o profesión concreta. Por lo general, viven en localidades diferentes y se reúnen durante uno o varios días para debatir, oír conferencias, actualizar conocimientos, etc. sobre su profesión, oficio o actividad. Esto conlleva desplazamientos, alojamientos, manutención, momentos de relax y, a veces, alguna visita a la ciudad que acoge el Congreso.

Es por ello que un Congreso es una fuente de ingresos para la ciudad donde se desarrolla, hasta el punto de que genera lo que se denomina turismo congresual. Éste se diferencia del ordinario por el mayor gasto medio que tiene cada congresista comparado con el turista convencional, llegando a duplicar la cantidad de dinero gastado por éste. Esto hace que las ciudades intenten organizar, promover o captar Congresos ya que es un factor dinamizador de la misma.

Nosotros llevamos veintidós ediciones de FacoElche, una reunión de oftalmólogos que se realiza en el mes de febrero en Elche y que reúne desde hace ya varios años a más de mil asistentes con un pico máximo en este 2020 de 1326 participantes. Desde la primera edición en 1999 y contando solo con el Hotel Huerto del Cura, hemos asistido al crecimiento de la hostelería en nuestra ciudad con la incorporación de otros hoteles en el centro y periferia de la ciudad, así como en el Parque Industrial y Torrellano. También hemos visto el incremento en locales de restauración y el nacimiento del Centro de Congresos del que hablaremos posteriormente. Cada edición de FacoElche ha supuesto un ingreso muy importante a la ciudad, no solo a la hostelería y restauración, sino a múltiples oficios, transportes, comercio y, por supuesto a todos los proveedores directos e indirectos de FacoElche.

Meses antes de las elecciones municipales de 2019 asistimos a una gran noticia y fue que la Diputación Provincial alcanzaba un acuerdo con la Corporación Municipal para construir un Auditorio que sirviera además de Centro de Congresos. Esa noticia generó un debate por la ubicación ideal de esta gran obra, aunque muchos pensaron que aquello era electoralista pues estábamos a pocos meses de las elecciones que renovarían alcaldías y diputaciones. De hecho tras la celebración de las mismas parecía que el proyecto se diluía.

No obstante parece que este proyecto y limitado a un Centro de Congresos, obviando el Auditorio, vuelve a la palestra y se empiezan a dedicar artículos de prensa renaciendo los debates previos.

Queremos incorporar algunas reflexiones a este debate. La organización de un Congreso necesita tres bases sólidas. La primera es el Congreso en sí con su programa, ponentes, asistentes, expositores de material, etc. La segunda es el sitio de realización del evento que puede ser un hotel, un Centro o Palacio de Congresos, Auditorio, Recinto Ferial, etc. todo depende de lo que esté disponible en cada ciudad para acoger a todos los asistentes mencionados. La tercera base es la capacidad hotelera de la ciudad para poder alojar en esos días a los congresistas. Es un equilibrio entre los tres factores y si falla, el evento está condenado al fracaso.

Podemos tener un Centro de Congresos con capacidad en su sala principal para más de mil personas, aparte de las salas complementarias y auxiliares. Si la ciudad no tiene plazas hoteleras suficientes para alojar a todos los asistentes y éstos se tienen que ir a hoteles de otras ciudades limítrofes, se genera malestar y posiblemente esos congresistas no vuelvan en ediciones posteriores.

Pero claro es la pescadilla que se muerde la cola. Como no hay plazas hoteleras no se organizan grandes eventos y a su vez si éstos no están no se genera la demanda para que el mercado reaccione y genere más plazas hoteleras.

En estos momentos Elche, con apenas 225 habitaciones en los tres hoteles principales del centro, 190 en la periferia de la ciudad, y 160 en el Parque Industrial y Torrellano, no está en condiciones de acoger Congresos de más de mil personas. FacoElche tal vez sea una excepción pero se encuentra obligada a enviar todos los años varios centenares de congresistas a pernoctar a Alicante.

Por otra parte nuestra experiencia de todos estos años nos indica que la realización de congresos de más de mil personas es un fenómeno hasta ahora inusual o inexistente en nuestra ciudad. Nosotros con nuestra actividad hemos demostrado que la ciudad puede con mucho esfuerzo tener Congresos de más de mil personas. Sin embargo hemos estado solos todos estos años ya que ni se hacen ni se han hecho.

Es posible que con un Centro en condiciones haya gente de nuestro entorno que quiera por sí o con asociaciones nacionales entrar en el circuito itinerante de determinados Congresos, lo cual puede ser anecdótico. Hasta ahora no han dado el paso para tener siquiera reuniones anuales con sede en Elche y acogiendo al menos a 500 personas.

Como hemos dicho renace el debate con posiciones parejas a las de 2019 previo a las elecciones. La Corporación Municipal con el alcalde Carlos González a la cabeza, mantiene la posición del solar de J´Hayton. La Diputación, con su presidente Carlos Mazón, así como entidades sociales y asociaciones como CEDELCO indican que hay que seguir el consejo de los técnicos y de la UMH. En esta situación y desde mi posición de organizador de Congresos grandes en Elche de larga trayectoria aportaré mi opinión al debate.

La ubicación del Centro de Congresos en J´Hayton es un grave error no solo para los eventos en sí al estar lejos de todo y sin infraestructuras en su entorno, sino que perjudica de manera considerable a todo Carrús y el eje de la Avenida de Novelda. Y lo voy a razonar. Si consideramos que eventos medianamente grandes, es decir superiores a 500 asistentes no va a haber casi todas las semanas sino puede que uno o dos al mes, condena a toda esa barriada a tener un edificio grande inmovilizado y con poco uso, limitando notablemente la funcionalidad para ser ese gran Centro Cívico y Social de uso diario y que precisa esa querida barriada ilicitana.

El argumento de que la implantación en ese solar del Centro generaría nuevos hoteles y restaurantes es falaz. El ejemplo lo tenemos en el ADDA de Alicante en una ubicación que sería comparable y que camino de los diez años abierto no ha generado en su entorno próximo mayor crecimiento ni en la hostelería ni en la restauración.

Por otra parte hay que tener en cuenta que para eventos medianos por debajo de 500 asistentes ya disponemos de un magnífico Centro de Congresos D´Elx, al que se le tendría que seguir dando contenido y actividad.

Que los expertos y la UMH hagan los estudios pertinentes y asesoren a los políticos a tomar su decisión consensuada me parece más que razonable dado que se van a manejar datos y cifras acordes con la realidad ilicitana.

Pero desde mi perspectiva de organizador de Congresos grandes en Elche y como asistente muy frecuente a eventos de todos tipo a nivel nacional y, sobre todo internacional quiero en este debate hacer pública mi idea sobre el futuro Centro de Congresos de Elche.

El mismo año que arrancaba FacoElche, 1999, el Ayuntamiento de Elche hizo público el concurso para la redacción del proyecto de construcción de un Centro de Congresos y la urbanización de los espacios libres de la manzana del “Hort de Porta Morera”. El proyecto se presentó al año siguiente y la obra se finalizó en 2003 bajo la dirección de los arquitectos J. Amorós y J.J. Fructuoso.

De esta forma Elche se dotó de un Centro de Congresos mediano con una sala principal de 428 butacas, tres salas adicionales de 100, 100 y 150 plazas y un espacio amplio multiusos. Para mí lo más bonito de ese proyecto es que se generó y se financió exclusivamente por los ilicitanos a través de las arcas municipales.

Pero no queda ahí la cosa puesto que el proyecto que se ejecutaba había contemplado una modulación que facilitara una futura ampliación. En ese sentido el equipo técnico que dirigió la ejecución de la obra presentó un proyecto de ampliación con una gran sala Auditorio para más de mil plazas, con más salas anexas y todo ello conservando la estructura básica previa. Asimismo se contemplaba una ampliación del parking subterráneo al Centro de Congresos pasando de 407 plazas a más de 600.

La opción del actual Centro de Congresos d´Elx tiene muchas ventajas ya que es muy cómoda, atractiva y de coste moderado. Está ubicado a cinco minutos andando de los hoteles principales del centro de la ciudad con una oferta de restauración muy importante y consolidada en la zona. Del mismo Centro arranca la visita al palmeral histórico como es el Tramo de Porta Morera y Hort dels Pontos, siguiendo por el tramo de Camí dels Almàsseres y el Huerto del Cura con su Palmera Imperial. Por otra parte si una de las ideas de usar el solar de J´Hayton es revitalizar esa barriada, tampoco está mal pensar que al depauperado centro histórico y comercial de Elche le vendría bien una obra vivificadora como ésta.

Por otra parte el coste de ejecución sería muy inferior a la construcción de un Centro de Congresos, que no Auditorio, nuevo. Es más creo que con las cantidades que se dijeron en su día presupuestadas por la Diputación daría para esta ampliación del actual Centro de Congresos d´Elx y la construcción del Centro Cívico y Social de Carrús en el solar de J´Hayton.

¿Y qué pasaría en el hipotético caso de que a Elche, o incluso Alicante, le llegara un Mega Congreso con miles de asistentes? Fácil, para eso tenemos IFA que ya ha acogido a lo largo de su historia muchos eventos de este tipo. Sería un Congreso al más puro estilo USA con grandes espacios de exposición y salas muy amplias y cómodas para usar.

Termino recordando algo que está en la mente de muchos ilicitanos. Nuestro Elche CF estaba de manera continuada en Primera División y jugaba en el viejo Altabix con un aforo de 12.000 espectadores siempre escaso y lleno. Se construyó el Martínez Valero para casi 40.000 espectadores porque lo llenaríamos dos veces al año con el Real Madrid y el Barcelona. Tras la inauguración, el Elche CF bajó a Segunda División. El déficit económico y el cemento nos acompañaron desde entonces.

Tribuna en informacion.es

Deja un comentario

cinco × 4 =